Regulación emocional: Una propuesta para la calidad de vida

La emociones son sentimientos expresados en nosotros mismos que nos hacen sentir de un modo particular (enojados, temerosos, tristes, alegres, etc.)

también, son reacciones biológicas que emite nuestro cerebro, es decir, respuestas que movilizan la energía y preparan al cuerpo para reaccionar y adaptarse a cualquier situación.

Alegría, tristeza, ira, asco, miedo y sorpresa, son las emociones más básicas que todos nosotros tenemos, tan naturales que se ven reflejadas en casi todas las situaciones de nuestras vidas. Sin embargo, existen ocasiones en las que estas emociones se escapan de nuestro control e impulsan nuestra conducta.

¿Qué es la Regulación Emocional?

Entender qué es la regulación emocional es muy fácil, puesto que estas son todas las estrategias que tenemos para controlar esas emociones que nos aquejan y no dejar que estas se descontrolen y se vuelvan un problema.

No quiere decir que sentir y mostrar nuestras emociones sea malo, por el contrario es muy necesario expresarlo y aquí te explicaremos por qué es tan importante trabajar en el control de nuestras emociones.

¿Por qué trabajar en esto?

Como se ha mencionado, trabajar en el control de las emociones es de suma importancia, especialmente durante las primeras etapas de nuestro desarrollo y en la adolescencia, pues de este puede depender la construcción de la personalidad y las estrategias para manejar las emociones.

Estrategias de Regulación Emocional

Son utilizadas para controlar las emociones, permitiendo regular el cuerpo y la mente, evitando que estos sentimientos nos descontrolen...

Algunas de estas son:

  • Relajación: a partir de respiración diafragmática consciente.
  • Conciencia plena del momento: anclarse al presente y ser consciente del ahora.
  • Distracción: a partir de actividad de gusto propio como salir a caminar, ver alguna serie o película, tareas voluntarias, lavarse con agua fría o caliente, jugar videojuegos o con la mascota, etc.
  • Distracción: a partir de actividad de gusto propio como salir a caminar, ver alguna serie o película, tareas voluntarias, lavarse con agua fría o caliente, jugar videojuegos o con la mascota, etc.
  • Entrenamiento en comunicación asertiva.
  • Plan de solución de problemas: definiendo el problema, generando múltiples posibles soluciones y analizando pros y contras.
  • Hábitos emocionalmente saludables: actividades que te generan gusto y emociones positivas, que puedan realizarse de manera frecuente y se vuelvan parte de tus hábitos como lectura, caminar, hacer ejercicio, entre otros.
  • Proporcionarse estímulos positivos: darle gusto a nuestros sentidos con una rica comida, oliendo un perfume agradable, escuchar los sonidos de la naturaleza, contemplar las montañas o darse un masaje, entre otras muchas posibilidades.
  • Mejorar el momento: para aliviar el bienestar y la salud, es aconsejable tomarse unas breves vacaciones, usar la fantasía, practicar la oración, practicar la relajación, darse ánimo, como estrategias que a largo plazo mejoran el equilibrio emocional.

En niños, niñas y adolescentes: Beneficios para la Convivencia Escolar y la Convivencia en Familia

En los jóvenes, la regulación emocional cumple un papel importante para adaptarse a su entorno e interactuar con sus pares, sin embargo, es importante proveer a los menores de estrategias que les permitan convivir de buena manera y evitar que las emociones se descontrolen y les generen problemas.

De igual manera, manejar estrategias de regulación emocional en niños, niñas y adolescentes, permite mejorar la comunicación y la cercanía entre la familia, entender cómo se sienten los menores y ayudarlos a aprender cómo manejar sus emociones y cómo utilizarlas para expresarse...

Para reflexionar...

Regulación Emocional y Calidad de Vida

Bien, ya conociendo las estrategias que puedes utilizar y lo funcionales que estas son para tu vida, es importante reflexionar sobre la importancia de aprender a manejar las emociones, asimismo, darse cuenta que esto traerá una gran cantidad de beneficios para cada momento de tu vida. De igual manera, tener en cuenta que permitirte sentir estas emociones es algo completamente natural; para aprender a controlarlas, es importante involucrar las anteriores recomendaciones…

RECUERDA!!

Entre más lo pongas en práctica, más fácil será implementarlos y mejores resultados te traerá.


Autores:

Camilo Espinosa Ballén
Docente
Karen Espitia
Practicante Consultorio de Psicología
Camilo Romero
Practicante Consultorio de Psicología

Preagendar cita: 318 6200146